Reseña de Justice League #35

Justice League #35

«El Pueblo vs Liga de la Justicia» – Parte 2-

Guión: Christopher Priest
Lápices: Pete Woods
Tintas: Pete Woods
Portada: Pete Woods
Portada alternativa: Nick Bradshaw & Alex Sinclair

Aún muy afectada por los impactantes acontecimientos del número anterior, la Liga de la Justicia intenta recuperar el equilibrio cuando una invasión alienígena amenaza a la Tierra. Pero nada podrá prepararlos para un ataque cercano a casa… ¡uno que revelará verdades devastadoras sobre la mismísima Liga!

Resumen

Debido a los eventos en el último número, Diana está contestando preguntas sobre su participación en El Dominigo, en particular sobre cómo una monja murió por su espada que ahora está en evidencia.

De vuelta en la Atalaya, alguien llamado Glenn Gammeron irrumpe en ella y después de una breve batalla con Jessica Cruz, hace conocer sus intenciones, busca a John Jones, necesita ayuda.

Parece que perdió una cucaracha alienígena pero no una cucaracha común, sino una que puede duplicarse y comer a través de cualquier cosa. Flash y Kid Flash corren por toda la ciudad, buscando este bicho cuando se topan con un enjambre de ellos.

De vuelta en la Atalaya, Superman les pregunta a Diana y Bruce si deberían unirse a la lucha, cuando Diana se pregunta por qué decidió venir al mundo del hombre, ella quería traer la Paz, la Compasión, la Alegría y el Amor, pero todo lo que ha hecho es usar sus puños. Superman le dice a Diana que los planes cambian y Batman dice que ella le culpa a él y a su plan, pero no lo admite.

Con un trabajo de equipo bastante sólido, el equipo vence el problema de las cucarachas y recapturados para el transporte. Las cosas para la Liga parecen estar mejorando cuando se publican las últimas noticias de los eventos en El Dominigo, el extremista coge la espada de Wonder Woman y mata a la monja. En segundos el vídeo se vuelve viral.

Justice League #35

Opinión

Me está gustando mucho este arco. La trama que alimenta la tensión está bien redactada. Es perfectamente natural tener historias en las que «el pueblo» pierda la fe en sus héroes. La idea misma de la aplicación de la ley lo exige. Las cosas son geniales cuando los héroes actúan admirablemente, pero en el momento en que hay una metedura de pata -incluso una pequeña, todos pierden la cabeza.

Pero si estás escribiendo esa historia, tienes que trazar una fina línea entre cómo las cosas pueden pasar en la realidad y cómo los lectores interpretan las cosas en el cómic. En el caso de este arco en la Liga de la Justicia, la gente parece intencionadamente obtusa, y mientras todos encontramos tal impenetrabilidad intelectual en el mundo real (con frecuencia creciente, parece), aquí se lee más bien como un artificio. Realmente me gustó mucho el panorama general: que la frialdad y el orgullo de Batman podrían dar origen a una catástrofe que legítimamente llama a su misión -o, al menos, a sus métodos- en cuestión. Sin embargo, en este arco, el orgullo de Batman lo hace menos efectivo, pero no le da agilidad en el desastre. Su carga autoimpuesta tiene sentido, pero la desconfianza pública de la Liga parece estúpida, especialmente cuando hay un vídeo de un terrorista apuñalando a la monja y una confesión del mismo terrorista admitiendo todo.

La escena de apertura presenta una demostración tan impresionante de Diana que mi mente acepta la premisa sin intentarlo. Priest y Woods ambos nos dan una Wonder Woman multidimensional – una mujer compasiva pero feroz, segura de sí misma pero consciente de sí misma. Su corazón se rompe por lo que no pudieron salvar, pero no sangra con una culpa inmerecida.

Esto se extiende a Jessica Cruz. Introducida en la estela de Forever Evil, Jess ha sido identificada desde entonces casi por completo en relación con su angustia paralizante. Pero parece que Priest se acercó a Jessica con una pregunta: ¿quién es ella? La ansiedad es algo contra lo que ella siempre lucha, pero ninguna persona es meramente la suma de sus neurosis, y es refrescante ver a Priest redondeándola sin eliminar completamente lo que sabemos hasta ahora. ¿Quién es Jess? Es la clase de persona que canta en la ducha, al menos cuando cree que está sola en la torre de vigilancia de la Liga de la Justicia. Ella es el tipo de persona que por defecto (lo que supongo que es) su primer idioma cuando está en el fragor de la batalla. Estas pueden parecer pequeñas cosas, pero cada una de ellas la hace una persona más completa. Sabemos quién es Diana porque hemos leído sus pequeños y definidos momentos a lo largo de los años. Si Jess continúa beneficiándose de un tratamiento sofisticado por escritores hábiles, tal vez algún día tengamos una imagen tan clara de ella.

Estoy agradecida por la manera en que la excelente escritura de personajes salva este cómic de una premisa inestable, pero como dije antes, no está funcionando solo. El grueso de la historia gira en torno a un nuevo conflicto, y aparte de ser una lucha divertida, y que llega a la atención de la Liga a través de un canal muy interesante, le da a Woods mucho espacio para producir página tras página de emocionantes superhéroes. Sé que algunos desearían que la Liga de la Justicia volviera al estilo más detallado y realista que tenía cuando Jason Fabok estaba a bordo, pero esto me encanta tal como es. Fabok es una máquina, y la Guerra de Darkseid es una obra increíble que exige un compromiso repetido; pero para mí, la Liga de la Justicia no se ha parecido tan innegablemente cómica en mucho tiempo. Los diseños son enérgicos, y los personajes son deliciosamente exagerados, pero nunca cruzan la línea en el territorio distractorio y Woods es una gran parte de eso.

Comments

comments

Acerca de Miss Lane

Diseñé miles de inventos revolucionarios que me habrían convertido en la mujer más rica del mundo… pero los guardé en Megaupload. Ahora dirijo esto a tiempo completo.

Ver todas las entradas de Miss Lane →

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

94 − = 85

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.