Reseña de Justice League #33

Justice League #33

“Murciélagos salidos del infierno” – Final

Guión: Joshua Williamson. Lápices: Tyler Kirkham. Tintas: Mikel Janin. Portada: Ethan Van Sciver & Jason Wright. Portada alternativa: JG Jones

¡Un cómic relacionado con METAL! ¡Es la Liga de la Justicia contra los Caballeros Oscuros! ¡A PELEAR! ¡Los Caballeros Oscuros han llevado a la derrotada Liga de Justicia hacia el aterrador castillo de [BORRADO] dentro de la poseída Gotham, donde serán preparados como un sacrificio! ¡La única esperanza de la Liga de la Justicia es Cyborg, cuyo retorno del Multiverso Oscuro lo ha cambiado para siempre!

Resumen

A medida que La Liga de la Justicia es arrastrada por la Máquina Asesina hacia el Diapasón Cósmico en la Montaña de los Retadores, el Batman que Ríe musicaliza el evento con sus burlas y risas.

Entretanto Cyborg es inundando con energía del Multiverso Oscuro para ser despojado del Elemento X en su Caja Madre. Con la atención puesta en las visiones de pesadillas que se repiten dentro de su cabeza mostrándole sus fracasos presentes y futuros, de pronto la Caja Madre adquiere conciencia para informarle que finalmente ha llegado el momento de acceder a su verdadera programación, la cual le dará el poder de acceder al Elemento X para detener el avance de Bárbatos y Los Caballeros Oscuros sobre el Multiverso.


Al entender que para concretar la unión primero su parte humana debía ser borrada, Victor se muestra dispuesto a sacrificarse para salvar a los diferentes mundos en peligro, pero de pronto una voz misteriosa aparece y le urge detenerse recordándole que la parte que lo hace especial no es su Caja Madre, sino su corazón. Teniendo eso en mente, Victor da inicio a la unión. En ese momento frente a la Montaña de los Retadores, para fastidio y sorpresa del Batman que Ríe, la Máquina Asesina pierde el control del Protocolo Alfred y tras una repentino destello de luz, el nuevo y poderoso Cyborg surge para salvar a sus amigos.

Usando su conexión con el Elemento X para obtener poder directamente desde el Multiverso, Cyborg libera a la Liga de las ataduras de la Máquina Asesina y comienza reproducir una música de batalla para envalentonar a sus amigos a pelear como un equipo unido.

Mientras da comienzo la batalla entre la Liga de la Justicia y los Caballeros Oscuros, Cyborg libera a los otros prisioneros adheridos al Diapasón Cósmico y se abre paso entre la energía oscura para liberar a Raven, cuya oscuridad interna planeaba aprovecharse el Batman que Ríe. Debido a que fue la voz de Raven la que lo previno de despojarse de su humanidad para alcanzar la victoria, Cyborg le da un fuerte abrazo a su amiga comprendiendo que ellos serían más fuertes si permanecían juntos.

Mediante su nueva conexión con multiverso, Victor les muestra a sus compañeros el origen de todos los Caballeros Oscuros para demostrarles que en el fondo esos monstruos eran producto de los arrepentimientos de Bruce y por lo tanto eso los hacía vulnerables. Ante ese cambio inusitado en el juego, el Batman que Ríe invoca a Barbatos para acabar con los héroes, pero Cyborg los saca de allí al instante.

Refugiados en el Hipertiempo, la Liga de la Justicia se toma un momento para replantear su estrategia y al final deciden retomar la búsqueda del metal Nth. Sin perder un solo momento ellos se dispersan a lo largo del universo mediante los tubos Boom sin darse cuenta que Barbatos los infectó con su oscuridad y los dejó escapar para que la propagasen por todos lados.

Opinión

Si has estado leyendo comics de DC durante al menos unos años, entonces no hay duda de que seguro que has comparado Metal con Forever Evil, al menos en su mente. Esto es comprensible: ambos eventos presentan un grupo de análogos de la Liga de la Justicia invadiendo la Tierra-0 y más o menos trapeando el suelo con la Liga de la Justicia real. Ambas historias tienen una figura más grande y siniestra que se cierne sobre la historia, aunque el papel de esa figura más grande sea diferente. Pero quiero hablar de otro aspecto que los dos comparten en común, pero en el que creo que Metal mejora: la necesidad de Victor Stone.

La mejor parte de la Liga de la Justicia #33 se centra en Cyborg y su lucha interna contra los Caballeros Oscuros, que están tratando de llegar a su Caja Madre para el Elemento X en su centro. Todo es un poco técnico. Pero de todos modos, la idea de que la batalla de Cyborg esté en el éter en vez de en el campo de batalla físico (o incluso en la supercarretera de la información) es algo así como lo que vimos en Forever Evil, también. Cyborg fue sacado del campo de juego por Grid, y tuvo que ganarle de otra manera. Cyborg terminó en un lugar similar en la Guerra de Darkseid, y jugó un papel crucial en salvar a Jessica Cruz de Volthoom (la primera vez) poniendo su conciencia en su anillo (donde ella estaba atrapada) y guiándola.

He estado esperando a ver qué miembro de la Liga finalmente ganaría terreno contra los Caballeros Oscuros, y estoy encantada de saber que es Cyborg. Parecía que sería Green Lantern en el último número de Hal Jordan y el Cuerpo de Green Lanterns, pero eso se desvaneció.

Entonces, ¿cómo lo hace? En su mente, Cyborg conversa con la Caja Madre, quien le dice que para salvar el multiverso, tiene que vincularse plenamente con la Caja. Tiene que dejar que la Caja Madre borre su “programación original” -para eliminar a Vic Stone de la ecuación. ¡Y lo está pensando seriamente! Pero hay otra voz que desafía esta noción. Esta voz le dice que no es su tecnología lo que lo hace especial. No es la Caja Madre. Es su corazón.

Lo he comentado más veces en otras reseñas cuando hablo de Cyborg. La mayoría de las personas que intentan escribir a Cyborg juegan con el ángulo técnico. Pelea contra los tecno-villanos, se abre camino hacia los sistemas, quizás -es básicamente el algoritmo adaptable y multipropósito de la Liga de la Justicia para manejar cualquier problema computacional que surja. Para estos escritores, la tecnología de Victor lo hace especial. Y eso es un gran error. Es como decir que el traje kryptoniano y los super poderes son lo que hacen especial a Superman. Pero el traje y los super poderes, las Cajas Madre y los cañones de ruido blanco: estas cosas hacen que los personajes sean elegantes y geniales, pero no los hacen atractivos. Lo que los hace convincentes es la intersección de su humanidad y su sobrehumanidad.

Me ha gustado el trabajo de Kirkham en la primera parte del número, pero luego, las escenas de lucha se ven bastante rígidas y vacías de energía. Después de la batalla, el cómic se duplica una vez más en todas las cosas de Metal. Tiene sentido que así sea, por supuesto, pero en este punto, creo que ha habido demasiado Metal. Lo entendemos, todos los caminos llevan a Barbatos.

Portada alternativa por JG Jones

Comments

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *